Ayayay – Libro Sin Letras

Aprovecha el potencial del Libro Sin Letras «Ayayay».

Si hace un tiempo que me sigues sabrás seguro que soy una gran defensora de los libros sin letras.

Creo que contar un cuento sin un guion escrito nos da más libertad a la hora de entablar conversación con nuestros hijos y eso permite crear lazos más fuertes con ellos.  

Por eso hoy te traigo uno de mis libros sin letras favoritos: Ayayay, de François Sutif y editado por la Editorial Picarona.

Características de Ayayay

Fíjate que: el cuento empieza en la portada y acaba en la contraportada.

Lo que le hace especial: páginas de cartón troqueladas y coherencia en las ilustraciones al pasar las páginas.

Qué le irá bien conocer a tu hijo: el cuento de los Tres Cerditos o simplemente saber que Los Tres Cerditos y el Lobo no son grandes amigos. No es imprescindible.  

Edad recomendada: puedes empezar con meses sin problema.

Cuidado: al tener páginas troqueladas, si el niño es muy pequeño y le dejas tocar el libro sin vigilar podría romperse alguna de estas páginas.

La pega: con el uso se desgastan los bordes y las uniones de las páginas.

Para comprarlo: enlace directo Ayayay, de François Sutif y Editorial Picarona 

 

El cuento Sin Letras: Ayayay

Te explico de qué trata y poco a poco entro en los detalles que a mi particularmente me han fascinado.

Por una parte están el Gigante y el Lobo, cada uno con su carácter muy bien definido en las ilustraciones. El Lobo es pícaro, es el gamberro del cuento. En cambio, el Gigante es el típico grandullón bonachón que se junta con el gamberrete y las travesuras que hace no tienen maldad, en principio. O esta es mi interpretación.

El tema es que están ellos dos en la calle muy aburridos y al Lobo se le ocurre ir a hacer una visita a Los Tres Cerditos y un amigo.

Así que se dirigen hacia la casa y el Gigante mira por la ventana para ver si hay alguien dentro.

Y aquí está una de las mayores gracias de este cuento: con el libro abierto vemos el exterior de la casa por un lado (lo que sería la parte de fuera), y cuando pasamos la página vemos el interior de ésta misma casa (o sea, vemos la parte de dentro).

Exterior de la casa. os Cerditos solamente verán al Gigante.

Además, gracias a que hay algunas páginas troqueladas se puede ver perfectamente lo que ocurre dentro y fuera de la casa.

Y también permite al niño hacer una relación entre lo que vemos desde diferentes puntos de vista, con las consecuentes interpretaciones que hay detrás.

Interior de la casa, imagen que aparece justo después de la página anterior

Este cuento juega mucho con las emociones de los personajes, que cambian totalmente a medida que avanzas en las páginas y ayuda a entender por qué muchas veces un mismo hecho se cuenta de formas muy distintas.

Aunque es cierto que el autor parte de los estereotipos típicos, todos los personajes toman roles muy distintos a lo largo del cuento y eso nos permite hacer ver a nuestros hijos que las cosas no siempre son como parecen ser, una constante que está presente en todo momento.

Si estás buscando un Libro Sin Letras de calidad, este es, sin duda, uno de ellos.

Lo tienes disponible pinchando en este enlace.

Espero que lo disfrutes!

Un abrazo,

Cristina.

Comments

  1. Llanos

    La verdad que no tenemos ningun libro sin letras pero a veces si hago lo que harias con un libro sin letras, contar que ves o preguntar que esta pasando o cambiamos los matices. De todas formas, me has convencido, lo buscaremos. Gracias por el consejo. Abrazos!

Add A Comment